Programa de entrenamiento

SEMANA 15 – ESCUCHANDO A TU ORGANISMO

26 octubre al 01 noviembre

Algunas “señales” que manda el organismo son tan sutiles que para “escucharlas” es necesario aprender a “leerlas”, ya que si esperas a que se manifiesten por sí solas puede ser muy tarde.

Ahora es un buen momento para atender ciertos indicadores que te ayudarán a escuchar a tu organismo y a saber si el entrenamiento está siendo adecuado o si deberíamos bajar su intensidad.

Para esta altura del programa, tu pulso en reposo debe haber experimentado una reducción con respecto al nivel en que se encontraba al inicio. A medida que avances en este programa y se eleve tu eficiencia cardiovascular, tu corazón requerirá de un menor número de latidos por minuto para bombear al organismo la sangre necesaria, y trabaja de manera más descansada.

Una persona entrenada para correr largas distancias tendrá menos de 60 latidos por minuto en estado de reposo y algunos atletas llegan a registrar menos de 40 latidos cuando tienen muy buena condición física.

Supongamos que llegaste a tener 55 latidos por minuto en reposo, y que en las últimas semanas ese indicador ha subido a 60 por tres o más días. De ser ese tu caso, es posible que, aunque no percibas el cansancio, puedas estar llegando a un nivel de sobre-entrenamiento.

  • ¿Has perdido dos o más kilos de peso de manera repentina? Eso puede ser síntoma de sobre entrenamiento. Es normal que bajes de peso a causa del ejercicio, pero lo que no es normal es que pierdas peso de manera repentina. De ser éste el caso, considéralo como un posible aviso de sobre-entrenamiento.
  • ¿Sufres dolor en las articulaciones? ¿Tienes dificultad para conciliar el sueño? ¿Tienes desgano para entrenar? ¿Sufres inapetencia? Todos los anteriores pueden ser síntomas de sobre entrenamiento y ahora es el momento para tomar medidas correctivas a fin de evitar el riesgo de lesiones y lograr un buen resultado en tu maratón.

De presentarse dos o más de los síntomas señalados conviene reducir tu kilometraje de entrenamiento semanal en aproximadamente 30 por ciento. Puedes estar seguro que esa reducción de kilometraje es lo mejor que puedes hacer para mejorar tu condición física.

Si estás sobre-entrenado y no reduces el ritmo de tu entrenamiento te estarás exponiendo a sufrir una lesión o un resfrío fuerte, que sí podría significar el no llegar a correr en el maratón.

Una reducción de entre un 30 por ciento en el kilometraje durante una semana no representará perder condición física, y sí te asegurará correr con éxito el maratón.

Semana15